Grandes Juristas

Imagen: gdw-Berlin.de

Hans Bernd von Haeften

Fue miembro de la resistencia contra Adolf Hitler durante la Segunda Guerra Mundial

21 de junio de 2022

(1905-1944) Fue un jurista alemán y miembro de la resistencia contra Adolf Hitler. Era el segundo hijo de la familia de un oficial respetado, y falleció a la edad de 39 años, al ser condenado a muerte por traición, a manos del Tribunal popular establecido por Hitler.

Familia y estudios

Los padres del jurista eran Agnes von Brauchitsch y del oficial Hans von Haeften quien fue presidente de los archivos de Reich. Tuvo dos hermanos, Elisabeth y Werner, con los cuales creció en el núcleo de una familia conservadora y a la vez liberal, en la que académicos importantes eran visitas regulares. Algunas personas que los hermanos Haeften conocieran a temprana edad serían luego sus camaradas en la resistencia.

Hans Bernd comenzó a estudiar Leyes en 1924 en Berlín y Múnich y en 1928, tras su último examen, viajó a Inglaterra como estudiante de intercambio a la Universidad de Oxford. En 1930 contrajo matrimonio con Barbara Curtius, y con ella tuvo cinco hijos.

Vida laboral y política

Entre 1930 y 1933 tuvo bastante movimiento laboral, ya que fue gerente de la Fundación Stresemann e ingresó al Servicio Exterior, como diplomático. Por esa misma época se unió a la Iglesia Confesora y más tarde al Servicio Diplomático en donde sirvió como agregado en Copenhague, Viena y Bucarest; incluso siendo un funcionario diplomático se negó de manera consistente a formar parte del partido Nacional Socialista. Ya en 1940, se convirtió en jefe del Departamento Cultural del Ministerio de Relaciones Exteriores.

Por otro lado, tuvo importante contacto con el Círculo de Kreisau, un grupo de resistencia civil contra los nazis, principalmente a través de Ulrich von Hassell y Adam von Trott zu Solz. Fue designado como Subsecretario de Estado en el Servicio Diplomático para el evento de que el Golpe de Estado contra Hitler tuviera éxito.

Apoyó el golpe contra Hitler, mas no su asesinato por motivos religiosos y morales. En enero de 1944 impidió que su hermano Werner le disparara, con el argumento de que atentaría contra el quinto mandamiento (“no matarás”).

Muerte

Luego de que el intento de golpe contra Hitler en Prusia fracasara el 20 de julio de 1944, Hans salió de Berlín, pero al regresar dos días después fue detenido por la Gestapo. El 15 de agosto fue llevado ante el Tribunal del Pueblo (Volksgerichtshof), a cargo del juez Ronald Freizler, quien se refirió a él como “enviado del diablo”. Se le acusó traición por estar vinculado al golpe, y confesó dicho cargo, diciendo «legalmente hablando es traición; pero en realidad no lo es, pues ya no siento ninguna obligación de lealtad. Veo en Hitler el perpetrador del mal en la historia». Se le sentenció a muerte y fue enviado a la horca en la prisión de Plötzenzsee, en Berlín, unas horas más tarde de dictarse la sentencia.