Noticias

Opinión.

En España: Una mujer vegana demanda a su vecino por el olor de sus barbacoas.

La afectada, la australiana cilla carden ha argumentado que el olor a carne o pescado le parece insoportable.

6 de septiembre de 2019

En una reciente publicacción del medio español Confilegal se da a conocer el artículo "Una mujer vegana demanda a su vecino por el olor de sus barbacoas".
Se sostiene que Carden llevó el caso a los tribunales en 2017 y mantuvo una batalla legal hasta la sentencia definitiva: la Corte Suprema de Perth desestimó su caso y le dio la razón al vecino.
Esta mujer australiana había demandado a sus vecinos por instalar una parrilla en el jardín. El motivo de su disgusto era el olor a comida asada, en particular el de alimentos que derivan de animales, lo que le parece insoportable puesto que es vegana.
Además del olor que desprenden los alimentos que consumen sus vecinos, que por lo general suele ser pescado, Cilla Carden también se quejó del humo del cigarrillo y de ruidos molestos. Por eso denunció a Toan Vu, su vecino, ante la justicia local.
A continuación, el texto indica que en declaraciones que publica el diario británico The Guardian, Cilla Carden explica que no tiene calidad de vida: "Colocaron una parrilla y solo huelo a pescado, solo puedo oler a pescado. No puedo disfrutar de mi jardín, ya no puedo salir de casa".
En la sentencia se puede leer que «a la señora Carden se le dio una oportunidad justa para presentar su caso, y los miembros del tribunal condujeron los procedimientos de manera justa y apropiada».
Ahora, las autoridades invitan a los vecinos a «dirigir y gastar sus energías en la resolución de sus diferencias lo mejor que puedan«.
Por su parte, Toan Vu no es el primer vecino de Carden en tener problemas con ella: otro hombre se vio obligado a quitar su parrilla ante los constantes reclamos de Carden.

El proceso comenzó en 2017

Luego, el texto expone que ella dice que no ha podido dormir y solo quiere vivir su vida en paz y es que el proceso legal se ha prolongado desde agosto de 2017.
No sólo son los olores, sino también una serie de disturbios de lo que ella se ha quejado, humo del cigarrillo, las sillas que raspan el concreto, luz reflectante hacia su patio y los sonidos de los niños jugando baloncesto y golpeando su pared.
Un vecino le dijo a la televisora Nine que había quitado la parilla de barbacoa de donde solía tenerla y había dicho a sus hijos que ya no jugaran baloncesto en la casa.
«Se demostró que las demandas de la Sra. Carden no eran razonables y en detrimento de la capacidad de los otros propietarios de disfrutar de manera razonable y aceptable», dijo otro vecino en un comunicado a Nine.
Además, se comenta que el presidente del Tribunal Supremo, Peter Quinlan, desestimó la apelación de Carden el mes pasado. Dictaminó después de considerar todo el material que no estaba de acuerdo con las demandas de Carden.
«El tribunal negó la justicia procesal de la Sra. Carden o actuó en su desventaja en el proceso judicial al no considerar pertinentes sus exigencias«, según un vecino.
Las organizaciones de asistencia legal han advertido que un proceso de este tipo que involucre demandas ante las autoridades por disputas vecinales podría ser costosa y larga.
«Usted y su vecino deben llegar a un acuerdo, la resolución de disputas cara a cara puede ser una forma más fácil, rápida y económica de resolver los problemas«, dijo el abogado de ayuda legal John Hammond al portal 9News. Usted y su vecino deben llegar a un acuerdo, la resolución de disputas cara ac ara puede ser una forma más fácil, rápida y económcia de reslver problemas
Sin embargo Cilla está pensando apelar su resolución.

RELACIONADOS 
*Buscan la prevención, fiscalización y sanción de la contaminación por malos olores…
*Al Senado proyecto que reconoce expresamente al olor como agente contaminante…

 

Agregue su comentario

Agregue su Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  1. Necesito saber si puedo demandar a un vecino que todos los dias de los fin de semanas y festivos enciende su quincho y me llena de humo…empieza en la hora de almuerzo y no la apaga hasta tarde en la noche.
    Su humo entra por mis ventanas y vivo encerrado en la casa con todas mis cortinas y ropa pasada a humo. Hoy voy a conversar con el, pero necesito saber si puedo demandarlo para volver a vivir en un medio ambiente limpio «en mi casa».