Noticias

Moción.

Reforma Constitucional crea el estado de catástrofe sanitaria.

El actual estado de catástrofe está pensado para desastres naturales y es insuficiente para enfrentar futuras crisis sanitarias.

10 de mayo de 2021

La moción, patrocinada por la Diputada Gael Yeomans, junto a los Diputados Gabriel Boric, Diego Ibáñez y Gonzalo Winter, modifica las normas constitucionales que regulan los estados de excepción constitucional, para incorporar dentro de ellos el estado de catástrofe sanitaria.

La iniciativa tiene como antecedente la crisis sanitaria actual que vive el país, situación que significó que el Poder Ejecutivo en marzo del año 2020 haya debido decretar un Estado de Excepción Constitucional por Catástrofe, el cual sigue vigente hasta la fecha. Esta medida, sostiene el proyecto, ha desatado controversias respecto de sus alcances a raíz de la amplitud de su regulación.

El actual estado de catástrofe está pensado para desastres naturales lo que resulta insuficiente considerando la necesidad de estar preparados de mejor manera para enfrentar futuras crisis sanitarias, sostienen los autores de la iniciativa.

Estos agregan que los estados de excepción constituyen un modelo obsoleto, contrario al resguardo de derechos y garantías constitucionales y, finalmente, no constituye una herramienta idónea para dar cuenta de las necesidades del país en la actualidad.

Se hace necesario entonces establecer una regulación más adecuada a los supuestos sanitarios que permitan a las autoridades adoptar las medidas idóneas que correspondan a través de facultades exclusivas del Poder Ejecutivo, excluyendo a los militares y el Ministerio de Defensa.

Para ello, el proyecto propone  establecer un Estado de Excepción Constitucional de Catástrofe Sanitaria, mediante una reforma a los artículos 41 y 43 de la Constitución.

En el artículo 41 de la Constitución, se establecería que en los casos de calamidad pública que afecten la salud de las personas el Presidente podrá declarar estado de catástrofe sanitaria. En este contexto, la iniciativa reduce el plazo para que el Congreso pueda dejar sin efecto la declaración, r de 180 días a 60 días. Además, en lo relativo a la duración del período de excepción, disminuye el plazo de un año a 6 meses, debiendo contar con el acuerdo del Congreso para su extensión. También modifica la norma que prescribe que las zonas declaradas bajo este estado de excepción pasan a estar bajo la dependencia del Jefe de Defensa Nacional, y determina que esta responsabilidad será asignada a quien el Presidente estime conveniente, funcionario que además deberá tener cualificaciones vinculadas a la catástrofe en cuestión.

En relación al artículo 43 que regula las facultades del Presidente para suspender o restringir ciertas garantías constitucionales, la iniciativa incorpora que esta potestad deberá ejecutarse en observancia de las limitaciones que establezca la ley para estos efectos.

El proyecto de ley paso para su estudio a la Comisión de Constitución, Legislación, Justicia y Reglamento de la Cámara de Diputadas y Diputados.

 

Vea texto íntegro de la moción y siga aquí su discusión.

Agregue su comentario

Agregue su Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *